El jesuita Enrique Figaredo trae la cruz de Camboya a la Sagrada Familia

Mons. Enrique Figaredo, muestra el Cristo Mutilado, que habla del sufrimiento humano

El jesuita asturiano Enrique Figaredo, prefecto apost├│lico de Battambang, en Camboya, ha sido invitado por el Arzobispado de Barcelona para participar en la celebraci├│n del inicio de la Cuaresma en la archidi├│cesis.
 
El acto, bajo el lema "Siente la Cruz", y dirigido sobre todo a los j├│venes de la di├│cesis, se celebr├│ en la bas├şlica de la Sagrada Familia y estuvo presidido por el Cardenal Omella, acompa├▒ado de sus obispos auxiliares y por Mons. Enrique Figaredo, conocido como ┬źobispo de las sillas de ruedas┬╗, que comparti├│ su testimonio.
 
Las palabras de Mons. Figaredo permitieron los asistentes conocer la realidad del pa├şs asi├ítico. Explic├│ el origen de las sillas Mekong, hechas por los mismos habitantes de Camboya para las v├şctimas de las minas antipersona, y que son tambi├ęn una oportunidad para reencontrar la ilusi├│n perdida con el estallido de una bomba.
 
La p├ęrdida, una oportunidad de vida
 
La cruz de Camboya representa a ┬źCristo sin pierna┬╗, en referencia al da├▒o que han hecho las minas antipersonas. "El Cristo mutilado nos habla de un cristo roto por la falta de amor. Tambi├ęn nos habla del sufrimiento humano y divino ". As├ş explicaba Mons. Figaredo su visi├│n sobre la Cruz de Camboya. De este modo, el acto ha puesto de relieve la p├ęrdida como una oportunidad de vida y luz.
 
A continuaci├│n la entrevista que ha publicado el portal web┬áEsgl├ęsia de Barcelona con Mons. Figaredo:

Fuente:┬áEsgl├ęsia de Barcelona

Fecha de la noticia: 
12 de Marzo de 2019

Jesuitas de Catalu├▒a - c/ Roger de Ll├║ria 13, 08010 Barcelona - tel. 93 318 37 36 - jesuites@jesuites.net